Los signos del zodiaco de fuego

El elemento fuego en el zodiaco

Los signos están regidos por cuatro elementos: el agua, la tierra, el aire y el fuego. Este último es el que rige a los signos de Aries, Leo y Sagitario y es la razón por la cual son signos tan impulsivos y arremetedores, entre muchas otras características. Te invitamos a hacer un recorrido  por todos los aspectos que el fuego le confiere a los signos y a descubrir las particularidades de este trío que enciende el zodiaco.

Características que el fuego le da a los signos

  • Impulsividad: la falta de reflexión y el hacer las cosas ni bien se cruzan por su cabeza es el rasgo que más define a los signos de fuego. Primero actúan, después verán si fue una buena idea o no. Esto también los lleva a ser poco diplomáticos, puesto que dicen lo que piensan, sin filtros ni piedad.

 

  • Espontaneidad: las ganas son el motor de estos tres signos. Les cuesta mucho sopesar consecuencias; si sienten el deseo de viajar a mil kilómetros de distancia el fin de semana, lo harán con lo puesto y una muda más de ropa. No se complican por nada y viven la vida de acuerdo a lo que su corazón les dicta.

 

  • Fuerza: son capaces de mover montañas, ya que su fuerza no conoce de límites. Su espíritu nunca se quiebra, ya que siempre encuentran la forma de volver a levantarse y empezar desde los cimientos.

 

  • Pasión: los fuego se apasionan en el sexo, en el trabajo y también en la política, solo por mencionar tres de los múltiples aspectos de su vida en los que le imprimen alma y corazón.

 

  • Creatividad: les resulta casi natural el producir ideas que pueden cambiarlo todo. Si bien estas lo están libres de excentricidad, pueden ser perfectamente aplicables, en general si pasan por el filtro de un signo de tierra.

 

  • Entusiasmo: ya sea que tengan que ir a trabajar o quedarse en cama todo el día para recuperarse de una gripe, ellos encontrarán el lado bueno de cada uno de estos aspectos y le imprimirán toda su alegría.

Conoce a los signos de fuego

  • Aries: insiste hasta el cansancio para lograr lo que quiere. Su ego lo lleva a golpear puestas que están más allá de sus verdaderas posibilidades, pero se las abren.

 

  • Leo: es impulsivo hasta con el dinero, el cual gasta sin pensar si después podrá reponer. Necesita llevar un estilo de vida muy lujoso. Su carisma lo hace ser el foco de atención y el amor es el centro de su vida.

 

  • Sagitario: necesita de la aventura para encontrarse a sí mismo. Valora mucho la amistad, pero le cuesta mucho comprometerse en el amor. Sabe lo que quiere y lo logra más por su inteligencia que por su constancia.
FacebookTwitterGoogle+WhatsApp

Artículos Relacionados